lunes, 31 de marzo de 2008

Sweeney Todd

En 1846 en el periódico londinense The People apareció una novela por entregas que contaba la leyenda de un barbero que apresado injustamente volvía para vengarse de un juez que le había arrebatado a su esposa y a su hija. La historia tenía localizada incluso la dirección: el 186 de la calle Fleet. Al año siguiente ya existía una obra de teatro, pero no fue hasta 1973 cuando Christopher Bond introdujo una trama más sofisticada de la que seis años más tarde el compositor Stephen Sondheim buscaría la fuente del famoso musical de Broadway. Len Cariou y Angela Lansbury lo estrenaron y en España lo pudimos ver con las voces y caras de Constantino Romero y Vicky Peña. Ahora ha sido Tim Burton el que ha trasladado al cine el sombrío y sanguinario musical con la colaboración de sus actores más conocidos: Johnny Depp como el barbero que asesina en la silla de afeitar y Helena Bonham Carter como la dueña de la tienda de empanadas rellanas de carne... no se sabe muy bien de qué. Alan Rickman como el malvado juez está que se sale. Todos cantan maravillosamente y, con toda justicia, los decorados fueron recompensados con un Oscar en la última edición. Frente a la alegría y el colorido de Charlie y la fábrica de chocolate, aquí Burton explota el lado más triste y rencoroso de la naturaleza humana y cómo esa venganza enfermiza se devora a sí misma.

3 comentarios:

Reggis FraPe dijo...

PUES GRACIAS POR LA RECOMENDACIÓN, SOY FAL DE JHONY DEEP, PERO POR LO QUE VI EN LOS TRAILERS LA PELICULA PROMETE......
UN SALUDO

María Narro dijo...

parece buena, y tu blog muy interesante: para pasearlo despacio.

un beso.

jordicine dijo...

Yo hice el comentario en mi blog, no hace mucho, y la verdad es que me encantó. Tanto la ambientación, como los actores (que cantan ellos mismos), como el vestuario. El triángulo DEPP-BONHAM CARTER-BURTON es imparable. Un abrazo.