martes, 3 de noviembre de 2009

Paisaje interior

Camino Soria, paramos un momento en Andaluz para admirar su iglesia románica del s.XII de San Miguel Arcángel. En la capital castellana se encuentra en la concatedral de San Pedro la edición 2009 de Las Edades del Hombre, titulada Paisaje Interior. El templo del s.XVI, con sus tres naves góticas, muestra en 5 capítulos 194 obras de arte y 14 ya vistas en las ediciones anteriores. Cuadros, esculturas, libros, mantos, una pila bautismal, un coro mudéjar, relicarios, retablos. Mi obra favorita es Santa Ana sedente con un libro, de Alejo de Vahia, de finales del s.XV, creo que es una pieza sencilla y muy emotiva. Tras visitar el claustro románico, nos fuimos derechos al Mesón Castellano a probar sus torreznos, a Muñoz (supermercado, donde mis amigos pillaron chorizo y queso de oveja) y a Casa Garrido donde nos esperaba una comida maravillosa consistente en: una tapa micológica -alcachofa, mousse de boletus y nata-, unos boletus a la plancha (entrantes), cabrito o cochinilla fritos con ajos (principal) y natillas -calientes, recién hechas- o pastel de queso (postre). Nuestro vino fue un verdejo Rueda La Capilla. Después visitamos la iglesia románica de Santo Domingo, con su maravillosa portada; la pastelería York donde probamos una ración de tarta costrada y compramos mantequilla; la calle Aduana Vieja con sus cuatro fachadas medievales y el palacio de los Condes de Gómara, de portada plateresca. Y así le dijimos adiós a la ciudad de Machado y Bécquer, con ganas de volver a ver más cosas.

11 comentarios:

Miguelo dijo...

me gustaria ir por alli

Camy dijo...

¡De nuevo andas de viaje!. Esta ruta, este Paisaje interior, sí lo he recorrido hace años y ahora con tu entrada el recuerdo me envuelve y el sabor de los torreznos me hace salivar gustósamente.
Un beso

Lola Mariné dijo...

Anda, que te has puesto morao (a comer) disimula tu con la cultura...

pe-jota dijo...

Soria también existe como Teruel y como tantas otras provincias, poblaciones, ciudades y parajes maravillosos de España, alejados de las grandes urbes, y en las que podemos recobrar nuestra dimensión como seres humanos y reconocernos en nuestra historia y cultura.

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Todos aquellos caminos están llenos de arte. Es siempre un viaje al interior que merece la pena.

Felipe Sérvulo dijo...

Maravilloso itinerario contado excelentemente.
Un abrazo.

@ELBLOGDERIPLEY dijo...

Mas matao con la tapa micológica. Me voy a probarla, aunque sea en San Pedro de Arlanza, con lo que me gustan a mí los boletus y los rovellons uhhhh....
Iba preparado porque me olía que había más artemenús, y he comido: sushi, arroz tres delicias y tres cucharadas de mermelada de frambuesa "La Vieja Fábrica". No está a la altura de "Casa Garrido", pero se sobrelleva la lectura.
Besotes.

Justo dijo...

Pero bueno Deme, te has pasao traspellao todo el viaje, y eso que es tierra de resonancias espirituales...

William De Baskerville dijo...

Para probar toda esa suculencia, y después visitar todos esos lugares(con tantos datos) y acabar con su postre y todo, y luego expresarlo y contarlo, que es lo más dificil, (que no lo es tanto cuando se disfruta de esa manera.)

Hay que tener : un buen estómago, mirada de lince y pies de Hobbit, No?. :)


Se puede oir la canción de Gabinete Caligari sin tener el disco puesto.


Las fotos de la izquierda"pinturas" y "Silencio" son misteriosisimas.



Pd: A las 00:05 haré una nueva entrada sobre una segunda parte de fotografias de Jaume De Laiguana. "RemakesII" (espero que le guste),a la española, si pincha al final del post en: MarieClaire le llevara directo a la sesión completa.

Abrazo!y buena semana.

senses or nonsenses dijo...

Bécquer no era idiota ni Machado un ganapán, por los dos sabrás
que el olvido del amor se cura en soledad... A la ribera del Duero
existe una ciudad. Allí me encuentro en la gloria que no sentí jamás
.

un abrazo.

salduba dijo...

Soria es,sin duda, maravilosa pero ¿por qué tantos sorianos emigran y no regresan?. Bueno en realidad sólo vuelven en verano y en sanjuanes. Reflexionemos sobre ello.
Por cierto recomiendo una visita por Tierras altas de Soria y sobre todo Oncala (con su museo pastoril, su Iglesia-museo de tapices y, sobre todo su sabrosisimo queso de oveja). Leer la vida de los trashumantes de ovino durante el siglo pasado es además de lúdico, muy emocionante.