miércoles, 15 de julio de 2009

Bajo un cielo de mármol

"Bañado por el reflejo sanguinoliento del sol, se erguía el Taj Mahal, que no levantaba el vuelo como un halcón ni como una ola de mar, sino que más bien se arqueaba hacia arriba, lleno de fuerza y nobleza, como si fuera un puente hacia los cielos". En esta novela escrita por el estadounidense John Shors la voz narradora es la princesa Jahanara, la hija del emperador Shah Jahan (que mandó construir un mausoleo de mármol para su esposa Mumtaz Mahal, muerta al dar a luz a su 14 hijo). Jahanara cuenta la historia de su vida y de su familia a sus dos nietas: su historia de amor con el maestro constructor del monumento que tardó 11 años en edificarse, el enfrentamiento brutal de sus dos hermanos, Aurangzeb (guerrero, sin escrúpulos, que encerró a su padre en una torre para que se limitara a ver de lejos lo que había mandado construir y le arrebató el poder) y Dara (erudito, interesado en que hindúes y musulmanes se llevaran bien, mandado asesinar por su hermano), las tramas de conspiración en el interior del Fuerte Rojo de Agra... Definido como "una lágrima de Alá", el Taj Mahal es un edificio blanco con zarcillos de piedras semipreciosas engastados en el mármol (lapislázuli, jade, ámbar, jaspe, ónice, ágata, amatista...). Es el espejo donde se refleja una etapa de la India repleta de batallas sangrientas y odios familiares.

4 comentarios:

senses or nonsenses dijo...

menuda lágrima...

Camy dijo...

¡vaya fotografías! ¿conoces el Taj Mahal?

Tomo nota del libro, pero este verano tengo tanto por leer..

Camy dijo...

Envidia sana. Ha de ser un viaje fantástico y lleno de emociones. Ya me imaginaba que las fotografías hablaban.
Gracias a ti. Visito tu blog porque me gusta la sencillez conque te manifiestas.
Hasta pronto

pe-jota dijo...

Verlo en directo es una de esas asignaturas pendientes, la cual espero aprobar algún día.